Establece la forma de operar con tus proveedores. Fija las condiciones bajo las cuales te surtirán materiales y productos necesarios para tu operación. Define fechas y procedimientos específicos que marcarán la relación comercial entre tu proveedor y tu empresa.